“Si no está en Internet, no existe”. Puede que la popular frase te resulte exagerada, pero en esta era de la comunicación mediante canales digitales, las empresas requieren herramientas actuales y efectivas para interactuar con sus clientes y potenciales. Probablemente, como propietario o directivo de una mediana o pequeña empresa, e incluso como autónomo, pensarás que un plan de comunicación bien organizado y en diversos medios es algo que solo pueden tener las grandes organizaciones. ¡Y no es cierto! Porque una de las grandes ventajas de Internet y de las tecnologías de la información es que facilitan las estrategias de marketing para pymes.

He aquí 4 prácticas que puedes desarrollar para hacer crecer tu negocio y marca, por muy pequeñas que sean.

Crear tu página web, lo más básico del marketing para pymes

En efecto, una página web con un diseño profesional y un contenido pertinente y atractivo para tu público es un activo valioso. Allí muestras qué es lo que hace y ofrece tu negocio. Aparte de eso, es una plataforma desde la que puedes interactuar con tus clientes y potenciales. Ya sea mediante un chat o una landing page donde puedas obtener los datos del interesado para enviarle más información e incorporarlo a tu base de datos. Por tanto, este elemento es fundamental en el marketing para pymes.

Ciertamente, tu sitio web puede convertirse en un comercial activo las 24 horas, capaz de transformar el tráfico de los usuarios en clientes potenciales.

Aparte de lo anterior, tu página web puede generar otras acciones igualmente importantes como:

  • Invitar a los visitantes a visualizar o descargar tu catálogo de productos o una demostración de los mismos.
  • Permitir a los clientes potenciales conocer virtualmente tu negocio.
  • Impulsar visitas al punto de venta físico mediante campañas de marketing.
  • Crear un servicio de atención al cliente y soporte post-venta.
  • Generar ventas cruzadas (cross selling), permitiendo a los clientes conocer el resto de tu oferta.
  • Vender productos o servicios online mediante una plataforma de ecommerce.
  • Lograr que los visitantes y clientes respondan a encuestas sobre hábitos de compra o sobre su satisfacción como usuarios y compradores.

Atributos que debe tener una página web

Para ello, es crítico que la página web sea usable, entendiendo la usabilidad como la facilidad de uso que el site proporciona al usuario. Esto implica que sea accesible y capaz de maximizar la experiencia que le ofrece a este, así como su funcionalidad y utilidad. Entre otros atributos importantes que debe tener una página web destacaremos dos:

  • Robustez. Es decir, que el usuario logre sus objetivos al visitarla. Para ello, es imprescindible hacer énfasis en la experiencia del usuario (UX) y en la información suministrada, para adaptarla al perfil del cliente.
  • Velocidad de apertura. Esta característica es crucial. Los usuarios actuales, en su mayoría, abandonan una página web si esta no abre en pocos segundos. También es importante aquí el diseño responsive que permite la rápida apertura del site en dispositivos móviles.  

Las estrategias de SEO y SEM también son importantes en el marketing para pymes

¿Ya tienes tu página web? ¡Excelente! Ahora, debes concentrar tus esfuerzos en lograr visitas de usuarios continuas y de calidad. Con el propósito de obtener un tráfico orgánico, debes optimizar tu site para que aparezca entre los primeros resultados de búsqueda de Google (SERP). Las websites que alcanzan la primera posición en las SERP pueden alcanzar un 31% de clics (CTR). E incluso, obtener un promedio 10 veces más alto que las páginas posicionadas en el décimo puesto de estos resultados. Más aún, subir un peldaño en las SERP puede incrementar el CTR en más del 30 % (aunque eso depende de la clasificación inicial). En concreto, para lograr dicho posicionamiento es indispensable una estrategia de optimización para motores de búsqueda o SEO (Search Engine Optimization).

En términos prácticos, el SEO consiste en adaptar tu sitio web, su contenido y sus elementos a los motores de búsqueda y los usuarios finales. Por ser Google el buscador más empleado en el mundo, suele decirse que las operaciones de optimización se efectúan en función de este.

Lo cierto es que, mientras más alto aparezca tu página en los resultados de búsqueda, más usuarios interesados la visitarán. Según varios estudios, cerca del 35% de todo el tráfico web es local. Por tanto, los rangos más altos impulsan más tráfico a tu página web y la mayoría de visitantes podrían convertirse en leads y clientes. Si lo que ofreces resulta útil y está más cerca de los usuarios, estos potencialmente considerarán tu producto o servicio como opción.

Acciones básicas de SEO

Para implementar el SEO en una estrategia de marketing para pymes podemos empezar con las siguientes acciones:

  • Investiga las palabras clave relacionadas con tu negocio y optimiza tu web con keywords específicas y de ámbito local.
  • Abre y optimiza una cuenta en Google My Business.
  • Solicita a tus clientes hacer reseñas de Google.
  • Planifica y ejecuta una estrategia de marketing de contenido, mediante un blog; o bien, con vídeos, podcasts, infografías y ebooks. Para todas estas opciones es prioritario incluir palabras clave y esmerarse en su calidad y pertinencia.
  • Utiliza páginas de aterrizaje en tu página web.
  • Incluye enlaces internos a otros de tus contenidos, para fortalecer tu autoridad en los temas relacionados con la actividad de tu empresa. En la misma línea, incorpora enlaces a contenidos y páginas externas que complementen tus artículos u otros materiales.

Una estrategia SEM para apoyar el marketing para pymes

Las estrategias SEO son efectivas y muy convenientes en el marketing para pymes. No obstante, sus buenos resultados suelen verse a medio y largo plazo. Mientras esto ocurre, puedes apoyar las acciones de SEO con estrategias de marketing para motores de búsqueda o SEM. Estas consisten en un conjunto de técnicas y recursos que mejoran el posicionamiento de una web o ecommerce mediante anuncios de pago. Esta alternativa permite aumentar el tráfico y generar conversiones más rápido. Por supuesto, esto requiere una inversión en Google Ads, que es una de las opciones más comunes. Igualmente, esta debe complementarse con un proceso de investigación y elección de palabras claves y una segmentación precisa de las audiencias. Al respecto, nuestra recomendación es emplear SEM y otras formas de publicidad de pago solo en la etapa de lanzamiento de la marca o producto y de la página web.

Inbound marketing

Consecuentes con lo que acabamos de decir, es aconsejable poner en práctica acciones de marketing para pymes no invasivo o inbound marketing. Las mismas están vinculadas a la estrategia de SEO, porque su propósito es lograr un tráfico orgánico. A diferencia del outbound marketing, el inbound no satura ni busca atraer al usuario con anuncios de pago. Esta técnica tiene fundamento en el interés del propio usuario en un tema, producto o servicio y que manifiesta en una búsqueda en Google. Aquí es donde la estrategia SEO juega un rol protagonista. En particular, porque la investigación de palabras claves y la optimización de los canales digitales a los efectos es esencial.

Una de las técnicas más reconocidas del inbound marketing es el marketing de contenidos. Y cuando ofreces un contenido de calidad que responda a la pregunta del usuario, mayores son las posibilidades de captarlo como lead y después lograr su conversión a cliente. Líneas arriba mencionamos los artículos de blogs, vídeos, podcasts, infografías… Todos ellos son elementos del marketing de contenidos.

Redes sociales, otros componentes determinantes en el marketing para pymes

En realidad, las empresas que entienden el alcance de las redes sociales no las utilizan tanto para vender. Sin embargo, sí para establecer una relación sólida con sus clientes y con los seguidores que aún no lo son. Estas organizaciones perciben las redes sociales como canales para construir una comunidad de followers y captar mediante la escucha social su percepción y expectativas sobre la marca y los productos. Por supuesto, son canales accesibles para interactuar regularmente con su público y que pueden emplearse en el marketing para pymes.

Para establecer tu estrategia, debes investigar cuáles son las RRSS dónde pasa más tiempo tu público target. ¿Cuál es el tipo de contenido que les agrada y que más comentan? ¿De qué manera puedes agregar valor a los contenidos que compartes por estos canales para generar un impacto positivo?

Actualmente, las redes sociales tienen como usuarios a personas de muy diversos perfiles y niveles socioeconómicos. Aun así, es claro que puede determinarse cuáles son las más convenientes en diferentes casos. Por ejemplo, si tu compañía es B2B, seguramente la mayoría de tu audiencia estará en LinkedIn, Twitter y por supuesto en WhatsApp. Pero si es B2C, sobre todo si ofreces productos o servicios de consumo masivo o habitual, en Facebook, Instagram, YouTube y hasta en TikTok, podrás interactuar con públicos de distintas edades e intereses.

En esMarketing somos expertos en marketing para pymes

Seguramente, pensarás que no tienes tiempo ni presupuesto suficientes para aplicar algunas o todas las técnicas que comentamos para impulsar el posicionamiento de tu negocio. ¡No te preocupes! En esMarketing podemos ayudarte, porque nos enfocamos en la planificación  y ejecución de estrategias de marketing para pymes y autónomos.

Somos especialistas en marketing de contenidos, estrategias de SEO/SEM y presencia corporativa en redes sociales. Por si fuera poco, no requerirás de una costosa inversión inicial. Solo pagarás módicas cuotas mensuales.

¡Contáctanos ahora mismo y te apoyaremos con la estrategia de marketing para pymes más conveniente para tu negocio!